Realizada por: DelaCarpetania
Al Druida: A todos los Druidas
Formulada el viernes, 09 de diciembre de 2005
Número de respuestas: 1
Categoría: Temas Históricos y Artísticos

Una leyenda conquense sobre Viriato


El otro día visité la Maravillosa ciudad de Cuenca y cuando entré en la catedral, a la entrada había una serie de libros a la venta, y estuve ojeando un libro de leyendas conquenses, no recuerdo el autor, y leí un poco por encima una leyenda sobre el funeral de Viriato, según ésta, se celebró en lo que hoy conocemos como la Ciudad Encantada, y fue incinerado sobre una de las formaciones rocosas más emblemáticas de ese sitio, el Tormo Alto, cuando por lo que tengo entendido, no se sabe donde fue su asesinato y su funeral, algunos mencionan como lugar posible, el Monte de Venus, donde establecía sus campamentos de invierno, monte que por cierto tampoco se ubicar, ¿puede ser en la sierra de Gredos?, pero volviendo al tema, quería saber de donde viene esta historia que relaciona el funeral de Viriato con la Ciudad Encantada de Cuenca, bueno la leyenda comenta que mantenía relaciones con una muchacha de la zona, pero siendo simplemente una leyenda, supongo que igual no hay explicación posible, pero ya sabemos que se suele decir que "cuando el río suena...", y por eso mismo quería preguntaros si puede haber un cierto trasfondo histórico en esta leyenda, a parte de esta historia de amor entre Viriato y esa muchacha que se menciona en la leyenda. ¡Un saludo a tod@s y gracias de antemano por atenderme!

Respuestas

    Tijera Pulsa este icono si opinas que la información está fuera de lugar, no tiene rigor o es de nulo interés.
    Tu único clic no la borarrá, pero contribuirá a que la sabiduría del grupo pueda funcionar correctamente.

  1. #1 Brandan lunes, 12 de diciembre de 2005 a las 01:38

    Mucho se ha especulado con la ubicación del Mons Veneris, e incluso con el nombre mismo, en el que algunos quieren hacer proceder de Venus y otros de veneros, o arroyos de montaña. Se ha situado en La sierra de la Estrella, en Candelario, en Candeleda, en Hituero y en muchos lugares, muchos sin fundamento alguno como es el cao de Cuenca, salvo mejor opinión, claro. Creo documentada la teoría que expone J.M. Blázquez en su obra "La religiosidad de los pueblos hispanos, vista por los autores griegos y latinos" En Carpetania había en 146 a. de C. un monte lleno de olivos consagrado a Afrodita, en el que acampó Viriato y desde el que atacó a Segovia (Front. IV 5, 22), y a Segóbriga (Front. III 10, 6; III n, 4): (Ap., Ib. LXIV). Según Schulten (FHA, IV, III), este monte debe de ser la Sierra de San Vicente, junto a Talavera de la Reina. La Afrodita de que habla Apiano probablemente no es la diosa griega del amor, sino una divinidad indígena, del tipo de su homónima de Italia, diosa protectora de los huertos (Sol. II 14; Plin. NH XIX 50: hortos tutelae Veneris adsignante Plauto; CIL, IV 2776: custodit ortu Venus; Plaut. fr. inc. 25; Fest. 265; Ov. Fast. IV 863; Varr., De L l. VI 16; G. de Sanctis, op. cit. 153 ss.). Sobre la doncella de Viriato en Cuenca, nada puedo decirte, es la primera vez que lo oigo. La mayoría de las fuentes tratan a Viriato como persona austera y comedida, poco dado a los excesos, aunque supongo que tendría sus necesidades como ser humano. En mi opinión, la vida guerrera que llevaba, le ofrecìa pocas posibilidades de relaciones estables, otra cosa sería un desahogo esporádico que no creo documentado por autor alguno. Sin embargo, no es del todo absurdo lo del ritual en Cuenca, aparte de lo atractivo de La Ciudad Encantada, que sin duda lo tiene. Parece un sitio ideal para celebrar un ritual. El mismo autor, J. M. Blázquez, nos dice: Los galos no encerraban a sus dioses en construcciones fabricadas por la mano del hombre; las rocas, las montañas, las fuentes, los ríos, el mar, los campos son los parajes elegidos para tributar a los dioses los homenajes debidos (1). El mismo fenómeno se registra entre los germanos (2). Se sabe que las ciudades, en fechas determinadas del año, celebraban sacrificios especiales colectivos. Viriato cayó sobre los segobricenses cuando celebraban una de estas ceremonias (Frontino, III II, 4). Este hecho sucedió en Segóbriga, cerca de Saelices, en la provincia de Cuenca, en el año 145 a. de C. No se conoce más que la existencia de estos sacrificios colectivos, ignorándose el rito y las particularidades. Probablemente los sacrificios colectivos iban precedidos de comidas, como entre los germanos (3). Floro (I, 34, 12) escribe de los numantinos: compulsi prium ut destinata morte in proelium ruerent, cum se prius epulis quasi inferiis impleuissent carnis semicrudae et caeliae. Siento no poder serte de más ayuda. Un saludo.


  2. #Gracias DelaCarpetania AGRADECIMIENTO

    Muchas gracias Brandan, hasta ahora no había podido leer tu respuesta, gracias amigos por todos los datos que me has aportado, si que me han servido de mucha ayuda para conocer los distintos posibles lugares donde situar el Monte de Venus, y las fuentes

  3. Hay 1 comentarios.
    1


Si te registras como Druida (y te identificas), podrás añadir tu respuesta a este Archivo de Conocimientos

Volver arriba

No uses esta información en otros sitios web ni publicaciones, sin el permiso del autor y de Celtiberia.net