Resultados para “Usuario: ludovico"

Este buscador realiza búsquedas sobre el texto íntegro de los Artículos, Poblamientos, Imágenes y Archivo de conocimientos, así como sobre los comentarios a los Artículos y Poblamientos.

Buscador Global

Tipo de búsqueda
No literal (todas las palabras en cualquier orden) · Sólo en el título

Buscar en:
Biblioteca · Poblamientos · Archivo de Conocimientos · Imágenes · Comentarios

Si no marcas ningún área, buscará en todas (excepto en comentarios).


Comentarios

Tijera Pulsa este icono si opinas que la información está fuera de lugar, no tiene rigor o es de nulo interés.
Tu único clic no la borarrá, pero contribuirá a que la sabiduría del grupo pueda funcionar correctamente.


  1. #1 ludovico 31 de mar. 2005

    Biblioteca: Sobre la Hispalis romana

    La primera refencia escrita que tenemos del nombre de Sevilla la hace Julio César en su Bellus civile (La Guerra civil) y la cita Hispalis. Que el nombre signifique ciudad construida sobres "estos palos" his palis es una aportación de san Isidoro como cita A.M.Canto, pero está considerada por los especialistas como la más afortunada, lo que no

  2. #2 ludovico 31 de mar. 2005

    Biblioteca: Sobre la Hispalis romana

    Lamento haber metido la pata en mi comunicación anterior. Sigo. ...lo que no quiere decir que se niegue el origen lacustre de la ciudad, evidente y demostrado arqueológicamente, dada su proximidad al río y sobre todo, porque en los tiempos en que se iniciaron los primeros asentamiento humanos, (c. 3500-4500 a.C.), el Lago Ligustino aun no se había reducido de manera sensible, (los últimos vestigios de aquel antiquísimo lgo son las marismas del Coto de Doña Ana). En textos griegos de Ptolomeo y Dión Casio figura ISPALIS, mientras en otros de los latinos Cayo Plinio Segundo, Pomponio Mela y Silio Itálico, se cita HISPAL. En el s. XVI Benito Arias Montano con conocimientos profundos sobre varias lenguas antiguas sostuvo que Hispalis era latinización de una denominación anterior de origen semítico, SPAL, que en fenicio significa "llanura", tesis muy compartida en la actualidad por los que saben, entre los que por supuesto no estoy yo. De la etapa visigoda por la numismática se conoce su denominación, pues en una moneda acuñada en el reinado de Leovigildo, (568-586) figura escrito SPALIS, en tanto que en otra del reinado de Recaredo, (586-601), hijo y sucesor del anterior se graba ISPALI. Cuando en el verano del 712 Muza Ibn Nusayr y su hijo Abd al-Aziz toman la ciudad no hacen otra cosa que pronunciar en su lengua el nombre visigodo que esta tenía, pero como en su lengua no existe el sonido P lo pronunciaron B y nació el ISBILIYA, pues la terminación YA es muy común en los topónimos árabes. Sobre el nombre Hims que alude Mark_Swean es cierto pero incompleto. Sobre el año 742-743 llegó a Al-Andalus una tercera oleada compuesta por emigrantes de distintas zonas dominadas por los musulmanes a fin de colonizar los campos de las regiones ocupadas. Los procedentes de Damasco ocuparon la zona de Granada; los que venían de la región del Jordán se establecieron en Archidona y Málaga; los que partieron de Palestina fueron a ocupar Medina Sidonia; los de Egipto se repartieron entre Murcia y el Algarve portugués, los venidos de Quinastín se quedaron en Jaén y por último los que salieron de Siria se quedaron en Isbiliya y Labla (Niebla). Aquellos emigrados fueron los que se propusieron, en recuerdo de la hermosa ciudad siriaca de Hims llamar a éste Hims Al-Andalus, pero el cambio duró poco tiempo, de la misma manera que tampoco perduró el que siglos antes los ciudadanos, agradecidos a Julio César por el buen gobierno y mejoras aportadas a la ciudad durante sus etapas de cuestro y prefecto en las que tuvo, en ambas su residencia en ella decidieron denominarla JULIA ROMULA HISPALIS, pero eso era muy largo para los sevillanos. Lamento tener mi casa en obras y mis libros guardados en cajas en un trastero y no poder dar citas bibliográficas. Gracias

  3. #3 ludovico 31 de mar. 2005

    Biblioteca: 1984 George Orwell

    Sobre el artículo de Blasco referente a la obra de Orwell y los pensamientos que en su comentario hace Xopu, a mí, personalmente, lo que más me sobrecoge es el escalofriante paralelismo que comienza a darse entre muchas de las situaciones descritas en la novela y la realidad que se está dando en nuestro país en los tiempos más recientes. Como soy recién llegado y creo que los temas van más por la historia pasada que por la reciente, motivo por el cual me he interesado por los contenidos de esta página y me he registrado en ella, para poder intervenir, no querría meter la pata a las primeras de cambio. Por tal motivo de manera muy somera expongo donde encuentro, las para mí intranquilizables similitudes. 1- El gobierno se propone reconvertir el Valle de los Caídos en un centro de interpretación del franquismo para ayudar a la gente a entender que significó el franquismo y para este y otros proyectos, que imagino tendrám objetivos muy parecidos, crean una Comisión Interministerial para la Recuperación de la Memoria Histórica. ¿No huele la comisión al Ministerio de la Verdad en el que trabajaba Wiston reescribiendo la historia cada día para que no hubiera otra memoria de ella que la que aquel mismo día interesa al Gran Hermano?. 2- Hoy ha presentado el ejecutivo, a través de la Ministra del ramo el nuevo proyecto educativo que por lo poco que he oido (cada vez quiero leer menos prensa y oir menos radio para no morir de un berrinche) no hace más reducir los niveles de conocimientos aumentando lógicamente la incultural globalizada de nuestra futuras generaciones a las que como cada vez se les exige menos, menos van a dar de sí. Esto Orwell lo escribio en el eslogan LA IGNORANCIA ES LA FUERZA. Evidentemente la fuerza de quien está en el poder pues mientras más inculto sea el pueblo más facilmente se le manipulará. 3- Ayer o antes de ayer España ha formalizado una venta de armas con Venezuela. Orwell escribió: LA GUERRA ES LA PAZ. Me parece que sobra el comentario. Creo que para ser mi segunda aportación (he hecho otra en un artículo sobre la etimología del nombre de Hispalis) ya está bien. Me voy al retrete a encerrame que queiro pensar en algunas cosas más antes de acostarme.

  4. #4 ludovico 22 de mayo de 2005

    Poblamientos: TEMPLO ROMANO DE LA CALLE MARMOLES

    Respetuosamente me gustaría ofrecer a Okeanos una variante de la composición versificada con la que inicia su aportación sobre el "templo romano de la calle Mármoles" de Sevilla y que, como bien apunta, estuvo grabada durante muchos años, en una lápida colocada sobre la muralla en la Puerta de Jerez y es aquella en la que hay un sexto verso que dice: "un rey godo me perdió", con lo que quedaría así: Hércules me fundó. Julio César me cercó de muros y torres altas, un rey godo me perdió y un rey santo me ganó con Garcí Pérez de Vargas. Además querría decir que ciertamente de la Hispalis romana, queda más bien poco, al menos visible, no obstante apunto que, en la parte baja de la Giralda, en la cara que da al Norte (calle Placentines y creo que también en la del Este (Plaza Virgen de los Reyes), hay un par de lápidas que dan fe de la “devoradora” costumbre musulmana de usar material de acarreo en sus construcciones, expoliando otras más antiguas, expolio que también practicaron los cristianos recientes, pues de la citada Itálica se han estado llevando piedras durante muchísimos años los habitantes de los alrededores tanto para sus casas, como incluso para cimentar caminos y carreteras que se construyeron por sus cercanías. A.M.Canto en su primer comentario alude al crimen cometido con la demolición de la casa de los Sánchez-Dalp para la construcción del primer Corte Inglés que se montó en Sevilla y tiene toda la razón, pero olvida que junto a ella estaba desde muchos tiempo antes y con más gloriosa historia, además de mayor riqueza artística otra bastante más grande conocida por los Almacenes del Duque, uno de los mayores comercios sevillanos dedicado a la venta al por mayor y detall de géneros textiles y que ocupaba al completo la mansión que fue solar y casa de, la sin duda, más prestigiosa y noble familia sevillana de los Guzmanes, cuya raíz se remonta al reinado de Sancho IV el Bravo, (último cuarto del siglo XIII) siendo su epónimo el caballero de origen gallego Alonso Pérez de Guzmán, muy conocido por su heroico comportamiento en la defensa de la plaza de Tarifa, por cuya abnegada hazaña mereció del rey el sobrenombre de El Bueno. En cualquier caso A.M.Canto tiene toda la razón, en Sevilla se han hecho, unas veces por unas razones y en otras esgrimiéndolas distintas demasiadas barbaridades y aún se siguen haciendo; lo de la plaza de la Encarnación más que un problema es una verdadera vergüenza que lleva arrastrando decenas de años sin que se le de una solución. Desde luego hay que admitir que excavar un par de metros en el suelo del centro de Sevilla es crearse un problema, al que luego ni la administración municipal, ni la arqueológica, ni la central, ni la autonómica le dan una solución de ahí que, en muchas obras, cuando la piqueta daba con algo, estuviera hecho mixto o no, se tapara con mucho cuidado y "tira pa lante". Y con esto no quiero dar la impresión de justificar una acción que no comparto pero que comprendo. Lo cierto y verdad es que, casi siempre enarbolan- do la bandera de un supuesto progreso la ciudad ha sufrido a lo largo de siglos la continua demolición de construcciones y edificaciones con un innegable valor tanto histórico como artístico, a los que hoy parecemos más sensibles, pero repito, sólo lo parecemos porque la realidad es otra y para confirmar lo que digo y mostrar la dejadez e inoperancia del actual equipo municipal, supuestamente más preocupado en cobrar los importes de obras no realizadas que en llevar a cabo las que necesita la ciudad, dense un paseo por la Plaza de España y el otrora hermoso Parque de María Luisa, eso sí, lleven consigo pañuelos de papel para enjugar las lágrimas que su contemplación arrancará a los ojos de cualquier persona medianamente sensible. Que esto esté así y lo vean los que vienen de fuera es para que el Excmo. Señor Alcade de la Ciudad se sonrojara, pero no parece que pierda la tranquilidad por eso, son otros temas los que han oscurecido su semblante antes reidor y risueño. Ya lo decía Richard Ford y otros muchos de los viajeros que nos visitaron durante los siglos XVII y XVIII: "que buen pueblo y que malos gobernantes". Resumiendo y para terminar, a mi paisano Okeano le diría que en el centro de Sevilla todo lo que esté a más de cuatro metros bajo tierra puede ser importante, se encuentre bajo el edificio que se encuentre, la pena es que unos no quieren, a otros no les interesa y los más no saben ni como darle una solución que conjugue la conservación del patrimonio arqueológico-histórico-artístico de la ciudad con el de aquellos que en ella quieren invertir ganando dinero; de todas maneras para qué, si dentro de nada no va a haber ni quien pueda estudiar Historia, ¿merece la pena que intentemos conservar sus vestigios?. ¡Viva el progreso, y la libertad hasta para poner en texto de leyes las mayores incongruencias y aberraciones! Abajo todo lo que no sea la progresía libertaria que impera en nuestros actuales gobernantes, tan lúcidos ellos. No importa, Sevilla, seguirá siendo Sevilla cuando unos y otros no seamos más que polvo, ceniza y nada, ahí está la Historia para demostrarlo.

  5. #5 ludovico 23 de mayo de 2005

    Poblamientos: TEMPLO ROMANO DE LA CALLE MARMOLES

    Al hablar de "proguesía libertaria" , A.M.Canto, no tenía en mente casos como los que cita, sino los de quitar nocturnamente ciertas estatuas, crear una Comisión Interministerial para la Recuperación de la Memoria Histórica, proponerse reconvertir ciertos monumentos, los proyectos de cambios en los estuduios universitarios de las Humanidades, y otros muchos tildados de significativos avances, aunque sea muy discutible que su instauración suponga progreso para un mayor y más perfecto desarrollo de la sociedad y de la misma persona como elemento esencial en la conformación de la comunidad humana. En su postdata hay algunos pequeños errores de emplazamientos que me atrevo a puntualizar con toda humildad tras comprobar por sus datos que es, o reside en Madrid, y tenga por seguro que mi único aval para ello es ser de la tierra y llevar toda mi vida viviendo en ella, además de ser una de mis grandes pasiones: su historia, su arte y cuanto a ella haga referencia. La plaza a la que da la cara oriental de la Giralda no es la del Triunfo, sino la de la Virgen de los Reyes, a la que se abre la puerta principal del Palacio Arzobispal y cuyo centro ocupa un gran fuente de mármol sobre la que hay cuatro brazos en hierro forjado que sostienen sendos faroles rematados por una cruz central. La Plaza del Triunfo está en la esquina suereste de la Catedral a donde dan los muros de su Sacristía Mayor, y en la que se levanta el monumento que la ciudad dedicó a la Inmaculada Concepción. En esta plaza está el edificio que fue hasta hace unos años la Diputación Provincial, en la muralla se abre la puerta de permite acceder al Patio Banderas y da la fachada oriental del Archivo de Indias o Casa Lonja. En cuanto a la puerta que está haciendo ángulo con la cara septentrional de la torre no es la del Perdón, sino la conocida como del Lagarto, la del Perdón se abre en el centro de la fachada Norte del Patio de los Naranjos, justo frente a la calle Hernando Colón, donde estuvo hubicada la Alcaicería de la Seda en los años de la Isbiliya musulmana, puerta que fue mandada reconstruir por Alfonso XI, tras la victoria que, sobre los Banu Marin (benimerines), obtuvo en 1340 en la batalla de Salado. Dios, por intercesión de las Santas hermanas Justa y Rufina no permita que esos restos romanos que cimentan la torre se recuperen jamás, pues sería señal de que ésta habría dejado de lucir su enhiesto palmito sobre el contorno de tejados que la circunda y Sevilla sin su Giralda, nunca más sería Sevilla. Gracias por sus comentarios.

  6. #6 ludovico 29 de jun. 2005

    Biblioteca: El Archivo de Salamanca... ¿Traerá cola?

    Esta claro que Machado fue profeta y que con el advenimiento de la democracia y con un no disimulado esfuerzo de los "vencidos", se viene, desde hace más de veinte años, de manera recurrente escarbando en las heridas a fin de que nuevamente, los antagonismos, que quedaron con el paso de los años bastante amortiguados recuperen la suficiente virulencia como para que les aporte el número suficientes de votos para alcanzar el poder e imponer su propia dictadura, o, ¿no es eso lo que está pasando en España?. Virulencia y antagonismo que de paso alcanza a esta página lo bastante como para que la Dra. Canto pidiera una tregua. En los cometarios que anteceden a este se percibe claramente lo que digo. Personalmente estoy más en la línea de Gallo y Sucaro, en tanto que, en mi opinión, Cierzo y Sdan manipulan deliberadamente sus exposiciones a fin de que refuercen sus argumentos y demostrar que tienen razón. Así, hablar de "depuraciones" ahora nos llevaría a recordarle a Cierzo los trabajillos de las checas. Eso de restituir la memoria de los "vencidos" es también una bondad francamente tendenciosa, o ¿no recuerda Cierzo que aquellos vencidos en el 39 cinco años antes intentaron lo mimo sin lograr el éxito?. Sacar a relucir la ética cuando hemos tenido la ocasión durante muchos años,más de catorce, de comprobar que es una cualidad de la que adolecen una lamentable cantidad de políticos entre los que se encuentran aquellos que poco tiempo atrás estaban dispuestos a dar poco menos que su vida por impedir lo que ahora autorizan,cuando menos me parece una humorada. Y para concluir, no hablemos del oro que el Dr. Negrín tuvo a bien regalar a Stalin, con él podtriamos haber comprado la URSS (era la tercera reserva mundial en el preciado metal). Si dejáramos de una vez que los muertos enterrasen a sus muertos y nos dicaramos a hacer algo verdaderamente constructivo por lo que estamos vivo, pero por todos no sólo por algunos, es posible que dentro de algún tiempo llegásemos a ser un pueblo respetable y respetado, algo que atisbamos hace un par de años y que en éste último hemos visto como se desvanecía con la misma rapidez con la que el agua se escapa por una cesta mimbre. Gracias y un saludo. Ludovico

  7. #7 ludovico 30 de jun. 2005

    Biblioteca: El Archivo de Salamanca... ¿Traerá cola?

    Mira Cierzo con idéntica fineza, yo no tengo ni puta idea, vale y tu puta idea es la verdad, pues no, pero no voy a polemizar, no merece la pena. Así no es posible, porque no se busca la verda, sino la que a mi me interesa y de esta forma la verdad solo es la vuestra. y la democracia la que a vosotros os conviene o para hacer mangas de capirotes o para darle al enemigo en la cabeza y los demás, ni puta idea. Autores hay muchos parar leer y ninguno dice la verdad completa, luego hay que discernir, pero de eso vosotros ni puta idea.

  8. #8 ludovico 30 de jun. 2005

    Biblioteca: El Archivo de Salamanca... ¿Traerá cola?

    Mira Cierzo con idéntica fineza, yo no tengo ni puta idea, vale y tu puta idea es la verdad, pues no, pero no voy a polemizar, no merece la pena. Así no es posible, porque no se busca la verda, sino la que a mi me interesa y de esta forma la verdad solo es la vuestra. y la democracia la que a vosotros os conviene o para hacer mangas de capirotes o para darle al enemigo en la cabeza y los demás, ni puta idea. Autores hay muchos parar leer y ninguno dice la verdad completa, luego hay que discernir, pero de eso vosotros ni puta idea.

  9. #9 ludovico 30 de jun. 2005

    Biblioteca: El Archivo de Salamanca... ¿Traerá cola?

    No sabes Cierzo en cuanto valoro tus palabras, porque sólo desde actitudes dialogantes conseguiremos algun dia algo que merezca la pena de cara al mundo. De ahí que nuestra transición de una dictadura a una democracia halla dado sopas con hondas a medio mundo, aunque luego nosotros no hagamos más que tirar piedras a nuestro propio tejado e intentar por todo los medios partir en cachos esta nacion en tanto hacemos esfuerzos sobrehumanos para construir un super continente que sea capaz de enfrentarse economicamente con Estados Unidos y con Japón. Es que esto es demencial. Gracias por ofrecerme otro foro de discusion que no obstante rehuso no por cobardia sino por no perder la calma interior. Soy ya algomayor y he visto demasiado para creer que discutiendo se llegue a algo positivo.De todas formas debo decirte que cada uno huele a lo que suda hijo, y si a ti te da mi tufo franquista a mi me hueles a rogelio y ese no es el problema la cuestión está en que no has refutado niniguno de los argumentos que daba en mi primera intervención; quizás porque no tengan eefutación histórica porque ahí están las hemerotecas para confirmalrlo. En cualquier caso, y a pesar de nuestra discrepancia siento respeto por tí como persona que cree, espero que sincera y honradamente, por los postukados que defiende, mientra yo me quedo en la esperanza de a

  10. #10 ludovico 30 de jun. 2005

    Biblioteca: El Archivo de Salamanca... ¿Traerá cola?

    -lamento haber cometido un error, continuo y concluyo- me quedo con la esperanza de aquello que creo dijo un politico americano: "Un politico podrá engarñar a todo el pueblo durante algún tiempo, o a una parte del pueblo durante todo el tiempo, pero no hay politico que pueda engañar durante todo el tiempo a todo el pueblo".

  11. #11 ludovico 07 de jul. 2005

    Biblioteca: La Muerte de Don Rodrigo

    Sobre el tema puedo decir que está comprobado, y así lo sostienen los más reputados historiadores, que la expedición mandada por Tarik llegó a la Península en el verano del 711, en tanto que Muza Ibn Nusayr, acompañado por su hijo Abd al-Aziz y al frente de unos 18000 hombres, casi el doble de los mandados por Tarik llegaron un año má tarde, de ahí que no pudieran separarse uno de otro despues de la batalle de Guadalete, pues Muza no tomó parte en ella, si bien es cierto que tras su desembarco en las costas sureñas de Hispania siguió camino distinto al seguido por su lugarteniente Tarik y así tomó Sidonia, Alcalá de Guadaira y puso sitio a Hispalis (Sevilla) a la que entró tras unos tres meses de cerco, para seguir hacia el Norte encaminandose a Emérita Augusta (Mérida), que se le rindió tras un cerco bastante más prolongado.

  12. #12 ludovico 08 de jul. 2005

    Biblioteca: El espatario del rey Roderico

    No me parecio ayer oportuno, seguir la narración de lo acontecido a Egilona, primero porque no era ella la protagonista de la leyenda, sino un personaje colateral y segundo porque al menos por lo que tengo leído no es ya leyenda sino algo que ocurrió realmente. Celebrando que a Andadada le haya gustado la leyenda y ya que cita el libro María Jesús Fuentes, "Reinas medievales en los reinos hispánicos" que justo estoy leyendo en estos días, le podría ampliar que Egilona y Abd al-Aziz, el hijo de Muza se conocieron cuando los personajes de alcurnia rfugiados en la torre de la plaza se entregaron y que al parecer surgió entre ambos un verdadero flechazo amoroso. Abd al-Aziz, siguiendo las órdenes de su padre, regresó a Spalis donde fijó su residencia para hacerse cargo del gobienro de los terrenos conquistados, llevando consigo a Egilona, a la que en la ciudad, donde vivió muchos años cuando Roderico era duque de la Bética, conocían con el cariñoso apelativo de "Egilona la de los lindos collares", dada la gran aficción de la dama al uso de joyas, colgantes y todo tipo de aderezos y preseas, afición que poco tiempo después llevaría la ruina sobre ella y su segundo marido. Sin que pueda afirmarse históricamente, parece ser que, aprovechando una amplia construcción agrícola, que pronto los árabes llamarían alquería (qaría), existente a poco más de un kilómetro al Este de la ciudad, (donde ahora está la Cruz del Campo y el conocido como barrio de Nervión - donde por cierto yo vivo -), lugar que al estar a mayor altura que el centro urbano permite ver la ciudad (y entonces mucho más que ahora, que en gran medida lo impiden las muchas y altas edificaciones), Abd al-Aziz mandó hacer las imprescindibles reformas para adecuarlas a residencia personal y poder vivir allí, con su amada y bella esposa, lo suficientemente cerca de la ciudad como centro politico, militar y administrativo de las nuevas conquistas, y sin embargo lo suficientemente lejos como poder gozar de la ansiada soledad en lo que a buen seguro serían dias de mieles y rosas para el recien formado matrimonio. También he leído en historiadores serios (Ballesteros Beretta) como la afición a Egilona al lucimiento de joyas la llevó a insistirle a Abd al-Aziz a que luciera en sus sienes la hermosa corona de Roderico que ella había conservado entre sus pertenencias personales, algo a lo que el joven se resistía. Pero como ya sabemos de la persistencia de las mujeres, acabó por ceder a sus ruegos y aunque sólo fuese en la intimidad de su residencia campestre, debió ser visto por personal de su guardia con la corona puesta, algo que pronto se difundió entre los hombres de su ejército, entre los que no faltó uno que viendo ocasión de medrar hizo llegar a Damasco el rumor de que el joven, que ya actuaba como walí (gobernador) de Al-Ándalus, puesto en el que fue dejado por su padre cuando éste marchó con Tarik a Damasco llamado por el califa, para rendir cuenta de sus campañas. Walid I, Califa entonces reinante nos anduvo por las ramas y de inmediato envió a Al-Ándalus una embajada con órdenes concretas. Para evitar suspicacias por parte del Abd al-Aziz, de los dos jóvenes venidos de Damasco uno, llamado Ayyub era primo hermano suyo, pues la madre de Ayyub y Muza eran hermanos. Por su puesto que Abd al-Aziz no receló lo más mínimo de la llegada de su primo y así una mañana estando en el oratorio de su residencia personal, Ayyub con el otro s presentaron de improviso, pasaron a su interior y tomando una lanza de las manos de uno de los guardias atravesó la espalda del joven walí que estab postrado en actitud de oración. Luego su cabeza, metida en alcanfor, fue enviada a Damasco para que Walid, comprobara fehacientemente la ejecución de lo por él ordenado. De Egilona, como de su primer marido Roderico no se ha sabido cual fue su final aunque nada extraño endría que hubiese sido el mismo que su primer y verdadero amor, pues el matrimonio con Roderico, fue más bien apaños de familias.

  13. #13 ludovico 08 de jul. 2005

    Biblioteca: Historia de Iberia Vieja

    Estimado Cierzo: Pobre de la historiografia española si Tuñón de Lara fuera, tal como usted sostiene, uno de los más grandes historiadores habidos en España. Lo suyo es otra prueba evidente del subjetivismo tan traido y llevado en los comentarios hechos a este artículo sobre la revista Historia de Iberia Vieja. Podría haber dicho al menos: para mí, Tuñón de Lara es....; pero no, lo afirma con rotundidad y además con cabreo: "aunque os joda". A mi francamente no, a mi me parece un señor que escribe Historia rezumando comunismo hasta por el canto de las páginas de sus obras; pero, insisto, eso a mí, pareciéndome muy bien que para usted lo sea. Lo que si creo deducir objetivamente es que la Historia que escribe Tuñón de Lara es la que a usted le gusta leer y punto, pero eso, objetivamente no le confiere la calidad de ser como usted afirma uno de los más grandes historiadores españoles. Con todo respeto para su obra, como la va usted a poner sobre la de un Menendez Pidal, Modesto Lafuente, Ballesteros Beretta, Julio Gonzalez, Garcia Bellido, Rafael de Altamira y tantísimos otros, claro que ellos escribieron una Historia menos reciente y la de Tuñón está centrada en los dos ultimos siglos. En todo caso es bastante más historiador que Juan Eslava Galán, eso no se puede dudar.

  14. #14 ludovico 08 de jul. 2005

    Biblioteca: Historia de Iberia Vieja

    A Alterio: (de su comentario a Cierzo) "Aún vive la generación que luchó en la Guerra Civil: son nuestros abuelos. La gente que sufrió torturas, represión o las que asesinaron a sus familiares y amigos, saben perfectamente que muchos de los causantes de todo ello andan por ahí". Tiene usted toda la razón, lo peor es que a alguno de esos hasta le dan homenajes. Eso se llama objetividad política y ganas de reconciliar.

  15. #15 ludovico 08 de jul. 2005

    Biblioteca: Historia de Iberia Vieja

    He leído su contestación Asterio, pero atendiendo al sabio y oportuno toque de Saelio respetuosamente me retiro sin más comentario y a quien Dios se la dé, San Pedro que se la bendiga. Un saludo

  16. #16 ludovico 13 de sep. 2005

    Biblioteca: El acueducto romano de Sevilla

    Dra. Canto: gracias por su gentil contestacion, magistral como siempre lo son las suyas. Una saludo Ludovico

  17. #17 ludovico 20 de sep. 2005

    Biblioteca: pilatos hispano

    Dra. Canto con todo el respeto que sabe me merece, me permito rectificarle que la Casa de Pilatos no era la sexta estación del vía crucis de Sevilla, como usted apunta, sino la primera, señalizada por la hermosa cruz realizada en alabastro rosa, posiblemente de los Aprile de Génova, a quien don Fadrique encargo la mayoría de las obras en mármol de la casa, que colocada en el interior de una hornacida practicada en el muro, aún puede verse al lado izquierdo de la puerta principal de este palacio de San Andrés, que era su primitivo nombre. Porque como ampliación, puedo decir que fue don Fadrique Enriquez de Ribera el introductor en España y concretamenta través de Sevilla de la piadosa práctica que conoció en su viaje a Jerusalem y que conocemos como Vía Crucis, si bien en los comienzos, cuando tras un breve del papa Clemente VII, fechado el 17 de septiembre de 1529 se autorizaba su práctica, se comenzó a realizar en las Cuaresmas sevillanas solamente contaba con siete de las catorce estaciones de que en la actualidad consta. En esta práctica religiosa, que nadie pone en duda fue el germen e inicio de las, posiblemente más conocidas y universales procesiones de la Semana Santa cristiana del mundo, tuvo especial relevancia la primera de las hermandades sevillanas debida a la fundación del arzobispo don Gonzalo de mena y Roelas, cuyo pontificado discurrió entre los años de 1394 y 1401, en que murió infectado por una peste que asoló la ciudad y su término. Esta hermandad formada en sus inicios esxclusivamente por negros procedentes de los numerosos esclavos que habitaba y pasaban por Sevilla en los finales del siglo XIV, en los que su mercado tenía en la ciudada hispalense un centro muy principal, fue la que con sus hermanos disciplinantes comenzó a participar en tales procesiones que teniendo su partida en la misma puerta del palacio de San Andrés o Casa de Pilatos y saliendo por la Puerta de Carmona seguía el trazado de la calzada romana que corría paralela a los Caños de Carmona hasta llegar al humilladero o templete de la Cruz del Campo, teniendo a lo largo de su recorrido siete paradas marcadas cada una de ellas con una cruz de madera puesta por la Hermandad de los Negros, una de las cuales la conocida como la Cruz de las Toallas, en alusión a los paños que se colocaban antiguamente sobre los brazos de las cruces en recuerdo del lienzo con que José de Arimatea envolvió el cadáver de Cristo, aún conserva la Hermandad a la que me honro pertenecer y cuyos titulares son el Santísimo Cristo de la Fundación y Nuestra Señora de los Ángeles. Como dice un refrán castellano. "cuando a un tonto le da por hilar no hay estopa que la baste" quizá me extendí más de lo oportuno, pero todos somos débiles. Por si no lo sabe en Sevilla hay dos clases de tontos: los de capirote (semanasanteros o capillitas) y los de nacimientos (aficionados al montaje y construcción de belenes en Navidad), yo participo de ambas tonterías. ¡Que le vamos a hacer, nadie es perfecto!. Un saludo Ludovico

  18. #18 ludovico 21 de sep. 2005

    Biblioteca: pilatos hispano

    Amigo Verracus: gracias por tu felicitación que creo sincera. Te puedo asegurar con toda lealtad que tu comentario no me ha molestado lo más mínimo, ni me he sentido ofendido, ni hay ninguna segunda intención en mi último párrafo, antes al contrario, con él no he pretendido más que hacer una referencia jocosa a algo que es cierto en Sevilla y sobre lo que se hacen bromas desde hace mucho tiempo, caricaturizando nuestra afición, a veces desmedida y obsesiva, a la Semana Santa y al montaje de Nacimientos, que es como siempre se ha llamado en esta tierra al Belén navideño. Si lo has creído ver en el refrán te aclararo que, lo he citado porque hablándome de alguna de estas dos aficiones me pongo a hablar y me tienen que callar. La Dra. Canto, quizá porque según tengo entendido vivió algunos años en esta ciudad y algo nos habrá conocido a los sevillanos, no ha visto en mi escrito, ni molestia alguna, ni referencia a nadie, porque ciertamente no la hay, salvo a mi mismo por el miedo que siempre tengo a parecer pedante o prolijo en mis exposiciones. Posiblemente el problema en esta forma de comunicación esté en que, al menos de momento, no nos vemos ni la cara ni los ojos, que son los que casi siempre ponen la intención y el sentimiento a la palabra dicha, aquí escrita. Te saluda cordialmente Ludovico

  19. #19 ludovico 21 de sep. 2005

    Biblioteca: pilatos hispano

    Dra. Canto: gracias por la referencia que me facilita en su P.D., Las páginas de Dominguez Arjona, Nicolas Salas y Antonio Burgos las tengo entre mis Favoritos. En cuanto al tema del viacrucis y la Cruz del Campo, dan amplia y buena información un par de libros cuya referencia doy por si a alguién le resultaran de utilidad: Vía Crucis a la Cruz del Campo.- Joaquín González Moreno.- Editorial Castillejo, Sevilla 1992. (el Sr. González Moreno fue, durante muchos años, hasta su reciente jubilación, archivero de la casa ducal de Medinacelli en la propia Casa de Pilatos). El Humilladero de la Cruz del Campo y la religiosidad sevillana. José Roda Peña, Manuel García Fernández y Federico García de la Concha Delgado. Fundacion Cruzcampo, Sevilla 1999. Un saludo Ludovico

  20. #20 ludovico 23 de sep. 2005

    Biblioteca: INVASIÓN ISLÁMICA. SUS ABUELOS.

    Sobre el tema de las conversiones, a tu excelente artículo, Naupaktos, me gustaría hacer referencia a una causa que tu no citas y que no debió ser de menor importancia, que fue la motivación económica. Como seguramente sabrás, en los territorios ocupados mediante pacto de capitulación, la administración musulmana imponía a las comunidades de los protegidos, "·dimmíes", dos impuestos: uno de capitación, que unos autores escriben "Chizya" y otros "Yizya" y un segundo que gravaba la propiedad de la tierra denominado en unos casos "Jaray" y otros "Jarach". (Sobre esto contesté una pregunta formulada por Zé, que si quieres consultar puedes hacerlo buscando "Impuestos en al-Andalus"). Los referidos impuestos en los casos de conversiones desaparecían, pues el neoconverso, al quedar integrado en la comunidad de los creyentes, "yama'a", pasaba automáticamente al cumplimiento de las obligaciones que la ley coránica le imponía, entre las cuales la limosna o diezmo era una, pero menos onerosa económicamente que la de protegido. Hasta que punto hubo conversiones interesadas, lo demuestra el hecho de que los árabes, que podían ser crueles y un tanto incultos, pero no tenían un pelo de tonto, acabaron por perpetuar el impuestos sobre la propiedad de la tierra incluso después que se hubiera producido la conversión de su propietario. Así lo afirma el profesor Maíllo cuya cita hago en la contestación a la que antes he hecho alusión. Un pequeño apunte más relacionado con tu expresión "vista la fortaleza del ofensor". A esta indudable fortaleza, que la tuvieron, hay que sumar la nada despreciable ayuda que en numerosas ciudades y lugares de la península ofrecieron a los invasores las comunidades judías, hartas hasta la extenuación de las inhumanas leyes encaminadas a su exterminio puestas en vigor en los últimos reinados de los monarcas visigodos y cuya intervención admiten hoy los más cualificados historiadores. Un saludo Ludovico

  21. #21 ludovico 28 de sep. 2005

    Biblioteca: LAS HUELLAS DE OCCIDENTE.

    Dicen que San Agustín iba a escuchar a San Ambrosio "no por lo que decía, sino por como lo decía". Su artículo me parece muy bueno por como dice lo que dice, aunque en su contenido sobrevuele tanto pesismismo no muy propio de la juventud y usted no parece ser muy mayor, al menos esa es la percepción que de alguna forma tengo. Y no es que pretenda rebatir nada de lo que dice, sino que a pesar de mi edad, que seguro es bastante más que la suya, me resisto a pensar que el Hombre y con él el mundo en el que vive no tenga solución. Los que tenemos afición por la Historia, como es mi caso, o vocación, como me parece que es el suyo, deberíamos estar curados de espanto, pues de su lectura deberíamos haber aprendido que casi todo lo malo ya ha sido inventado y puesto en práctica por el hombre desde muy pocas horas después de que tuviera conciencia de que era distinto a los demás animales porque gozaba de una libertad y una voluntad que le permitía hacer o no aquello que quisiera. Sólo como ejemplo y sin otra intención, los mitos bíblicos de Adán y Eva y su relación con la serpiente, que tiene la habilidad de despertar en la mujer primero y a través de ella en el hombre después la soberbia de alcanzar lo inalcanzable y poco tiempo después la muestra de egoismo y envidia que acaba con la muerte de Abel a manos de su hermano, dan la muestra de una innegable y por otra parte lamentable tendencia humana, que ha venido siendo una constante a lo largo de los siglos y de la que hoy, que ilusoriamente creíamos debía haber sido superada gracias al supuesto estado de estado de gracia de la suprema civilización de la que creemos gozar, se hunde el suelo bajo nuestros pies cuando tenemos conciencia de que solamente ha cambiado la tecnología, y unas cuantas cosas accesorias más, pero que la naturaleza del hombre, sutancialmente se mantiene casi inalterable a como la hemos venido leyendo en el devenir de la Historia desde los primeros tiempos en los que tenemos documentos escritos que nos lo atestigüen. Y sin embargo ese mismo hombre capaz de las mayores vilezasy las más abyectas maquinaciones, es a la vez autor indiscutible de los gestos más nobles, de las actitudes más lúcidas, de las acciones más heróicas y de los comportamientos más abnegados y valerosos. ¿Y que media, o separa a un hombre de otro? Esta es mi pregunta a la que noy doy contestación, lo cual no quiere decir que yo no la tenga para mí, sino que dejo en el aire que levanta usted con su escrito, para que como dicen los pies de la página de Celtiberia "invitando a que se reflexione, a fin de sacar sus propias conclusiones". Felicidades por su escrito y un cordial saludo de Ludovico

  22. #22 ludovico 20 de oct. 2005

    Biblioteca: Jerez en El Quijote

    Un buen articulo si señor, sobre el que con todo respeto me atrevo a hacerle una puntualización referente al verso que dice con toda razón, había sobre una lápida colocada junto a la Puerta de Jerez en Sevilla y que pienso cita de oidas, pues la mayor parte de los autores que lo mencionan lo escriben: Hércules me edificó./ Julio César me cercó de muros y torres altas,/ Y un rey Santo me ganó/ con Garcí Pérez de Vargas. Hay algún autor que introduce un quinto verso entre el 2º y 3º que dice: Un rey godo me perdió. Pero desde luego los más fiables autores sobre temas sevillanos como Joaquín Guichot y Parody, su hijo, Alejandro Guichot y Sierra, Luis Montoto y Rautenstrauch, su hijo Santiago Montoto y Sedas, José Gestoso o más actuales como Mena, Ortiz de Lanzagorta o Morales Padrón no citan en ningún caso a Diego. En la conquista de Sevilla, sin duda, el personaje más notorio fue Garcí Pérez de Vargas. Un saludo. Ludovico

  23. #23 ludovico 06 de nov. 2005

    Biblioteca: El Califa de Occidente

    Soliman y Verracus, gracias a ambos, sois muy amables. Soliman, como a través de lo que en esta página he leído en tus artículos e intervenciones tengo la impresión de que eres una de las escasas personas que dan por buena la hipótesis de don Ignacio Olagüe, paso por alto tu petulante comentario sobre el "rancio e inconsistente tópico invasionista" convencido de que entrar en debate resultaría inútil por dos razones: la primera porque, francamente, yo no tengo el menor interés en que cambies tus opiniones al respecto; la segunda porque estoy seguro que por más argumentos que te ofreciera tú no la ibas a modificar. Solamente me gustaría decirte que, como bien sentencia la sabiduría popular, ni una golondrina hace verano, ni una espiga gavilla y que con este tema me ocurre lo mismo que con el de la conocida como Sabana Santa de Turín y es que me resultan mucho más increíbles la sarta de artificiosos argumentos de los que tratan de demostrar a toda costa que es una falsificación del medioevo que admitir sin prejuicios de ningún tipo que la impronta que en ella hay está producida "por una radiación cuya naturaleza la ciencia actual no está en condiciones de explicar" que fue, en resumen, el dictamen que hizo la Nasa. En el caso de Olagüe, su manera de rizar los rizos de la historia para sustentar su tesis con la que pretender desmoronar toda la labor historiográfica que sobre esta etapa de la historia hispánica se ha o producido desde Conde o Dozy hasta hoy, me resulta mucho menos creíble que todo aquello que con sus rebuscadas argumentaciones trata de refutar. Un saludo

  24. #24 ludovico 04 de dic. 2005

    Biblioteca: El Califa de Occidente

    Depopis, gracias por tu amabilidad y por las puntualizaciones. Recientemente he encontrado la obra que citas del autor cordobés en una traducción de Emilio García Gómez y con prólogo de José Ortega y Gasset que tengo en mi lista de leibles. Un saludo.

  25. #25 ludovico 24 de mayo de 2007

    Biblioteca: Doña Blanca de Borbón y Medina Sidonia

    Ya veo Rexhispaniae, que tu aportación a la pregunta inicialmente plateada por Alevin sobre “los restos de don Pedro I de Castilla” has decidido publicarla en la página con entidad propia y desde luego lo merece, por eso mi felicitación te la hago aquí aunque tenía pensado hacerlo en la otra. A tu magnífica exposición sólo me atrevo a hacer, eso sí, con mucho respeto, un par de comentarios nacidos de mi apreciación personal después de lo que he leído (no todo lo que hubiera querido leer) sobre éste para mi atractivo personaje histórico: 1 - En mi opinión doña María de Padilla fue para don Pedro I de Castilla mucho más que “su más famosa amante”. Aunque con siglos de antelación la persona de don Pedro precede en sus devaneos amorosos a la apasionada figura del sevillano don Juan Tenorio, creada por la imaginación de don José Zorrilla, y sus apasionados romances son casi más fulminantes desarrollos en su evolución sentimental que las que Zorrilla describiera para aquel portento amatorio entre los versos 685 y 690 de su famosa tragedia versificada: “Uno para enamorarlas, otro para conseguirlas, otro para abandonarlas, dos para sustituirlas, y una hora para olvidarlas“. Y eso fue real y cierto para todas la mujeres en cuyo detalle ahora no creo necesario entrar, en las que don Pedro, luego de poner sus ojos centró su lascivia hasta conseguir hacerlas suyas abandonándolas en algunos casos de inmediato, como fue el caso de doña Juana de Castro, a la que abandonó a la mañana siguiente de su noche de bodas luego de haber consumado el matrimonio dejándola preñada. Doña María de Padilla, a la que conociera poco tiempo después de iniciado su reinado cuando iba camino de Valladolid a celebrar Cortes, no la dejará de amar nunca lo largo de su escasa vida. No será la lascivia ni la lujuria la que le una a ella, es algo mucho más profundo y auténtico, sólo a ella vuelve y sólo en ella encuentra reposo a su angustiada vida en la que nadie le es tan fiel y leal como le es doña María. Aunque bien podríamos hacer la ecuación de que Leonor de Guzmán es a Alfonso XI lo que María de Padilla es a Pedro I, la notoria diferencia en el carácter de ambas mujeres en las que la ambición de poder está en la persona de Leonor en tanto que en la de doña María no hay más que un sincero y abnegado amor por el hombre al que ha entregado su corazón marcan, aunque para ello haya que rastrear bastante, las importantes diferencias en el comportamiento se ambos monarcas. 2 - Entre los argumentos que expones como causas posibles para la “espantada” de don Pedro luego de su boda con doña Blanca veo que no citas la crítica situación económica que en aquellos años atravesaba la Francia de Juan II, que hizo cuanto pudo para retrasar los pagos (lo que si aludes)de la dote que luego no llegó a cumplir. Sobre este punto don Luis Vicente Díaz Martín, al que don Manuel González Jiménez, Catedrático de Historia Medieval de la Hispalense tiene como el mejor conocedor del reinado de don Pedro I de Castilla, que pocos años antes de fallecer de manera prematura publicara la probablemente la mejor biografía escrita hasta ahora sobre este personaje, sostiene que, “Parece indudable que el elemento clave en la decisión real (se refiere a abandonar a doña Blanca) fue la confidencia que le hiciera la joven desposada respecto a la incapacidad francesa para poder pagar la dote comprometida...” (Pedro I el Cruel 1350-1369. Ediciones Trea. Gijón 2007. Segunda edición, página 93). Y ahora al margen de lo dicho, apreciada la solidez que creo posees en el tema, sin ofrecerte nada que te mediatice ¿Serías tan amable de darme tu opinión y conocimientos sobre las Cortes de Sevilla de 1361 en las que don Pedro confiesa su secreto y primer matrimonio con doña María de Padilla que invalida todos los posteriores? Es un tema que me encocora aun después de lo leído. Gracias y un saludo, Ludovico.

  26. #26 ludovico 16 de nov. 2015

    Biblioteca: Renovar para recuperar la ilusión

    Muchas han sido las ocasiones en que a lo largo de los siete años pasados he tecleado  CELTIBERIA en la barra de Google con la esperanza de volver a encontrar abierto este lugar que tan grato me fue en los primeros tiempos cuando lo conocí y me registré como usuario. Sería finales polr el 2004, llegando poco después incluso, con más miedo que vergüenza, todo hay que decirlo, a atreverme a enviar unos humildes trabajillos que por ahí andarán.   Luego percibí, y en alguna ocasión hasta anduve por medio, de ciertas tensiones que me hicieron irme retirando poco a poco, pues como diría una de nuestras preclaras mentes en cierto poco brillante momento de nuestra historia patria: ¡¡NO ES ESTO, NO ES ESTO!!!, y es que no creía que aquello, de lo que yo no sabía de la misa la media, formara parte de las intenciones que movieron a su creador a poner en la onda internáutica el portal. Ahora, leyendo los comentarios que Silberius hace a algunos de los recibidos tras su reapertura comprendo las justificadas razones por las cuales lo cerró.

    Por mi parte sólo soy siete años más viejo, el 28 de este mes cumplo 72, pero mi afición por la historia sigue tan joven como cuando hace muchos, pero que muchos años, las buenas maneras de enseñar de un "maestro de los de antes", de los que aún es posible que queden algunos, la supo meter en mi corazón.

    Felicidades Silberius primero por tu recuperación anímica, después por la reapertura del portal al que en poco tiempo le auguro volverá a contar con la altura y brillantez con que lo conocí. Confío que en estos siete años hayamos madurado, seamos más tolerantes y sobre todo educados y demos muestras de aceptar con respeto, elegancia y discreción las ideas de nuestros discrepantes sin dar al traste de nuevo con un proyecto de convivencia cultural como el que esta página ofrece a los amantes de la Historia.

    ¡Enhorabuena! y un cordial saludo de    

    Ludovico

  27. Hay 26 comentarios.
    1

Volver arriba