Autor: BELTZA
miércoles, 16 de julio de 2003
Sección: Leyendas
Información publicada por: BELTZA
Mostrado 11.422 veces.


Ir a los comentarios

MAS SOBRE LAS LAMIAS

El folklore vasco posee sus propias hadas: las lamias. Unas leyendas las describen como seres malévolos (las que menos) y otras como seres benignos.

LAS LAMIAS EN LA CULTURA VASCONA

LAMIAS En el folklore de los países europeos son característicos unos seres que habitan en el bosque, pero casi siempre relacionadas con los arroyos, lagos y ríos: son las hadas. Son personajes de sexo femenino, aladas y muy bellas. El folklore vasco posee sus propias hadas: las lamias. Unas leyendas las describen como seres malévolos (las que menos) y otras como seres benignos. Las lamias son seres nocturnos que poseen una figura antropomorfa y sexo femenino, pero sus pies en realidad son patas, por lo general de ave palmípeda. Poseen una gran belleza, son nobles y tienen un gran poder. Se las suele describir también con una larga cabellera, por lo general rubia. Viven en las riveras de los ríos, donde se suelen sumergir cuando detectan presencia humana. Por el día intentan ocultarse (ya que el sol anula su poder) y por las noches salen a lavar la ropa al río, a hilar con la rueca y a peinarse su larga cabellera con un peine de oro. Este peine viene a simbolizar su poder, y la atracción y ambición que sufren los humanos por poseerlos los ha llevado muchas veces a sufrir la ira de las lamias. Muchas son las leyendas que cuentan como los humanos robaban estos peines y se veían envueltos en una serie de desgracias hasta que los devolvían. Se dice también que las lamias se alimentan con tocino y con pan de trigo y que beben sidra y leche que les ofrecen los humanos. Este debe ser el secreto de su longevidad, porque se afirma que viven cientos de años. Las lamias, cuando reciben ayuda de sus vecinos los humanos (ya sea con favores u ofreciéndoles comida) suelen recompensarles generosamente, aunque en un principio no lo parezca: carbón que se convierte en oro, tocino que se transforma en plata, cenizas que se convierten en dinero, etc. La siguiente leyenda es un ejemplo de cómo las lamias recompensan los favores a los humanos: Una noche la comadrona de un pueblo fue llamada por un grupo de lamias, ya que una de ellas se había puesto de parto. Cuando llegó al remanso del río donde estaba la lamia la comadrona le ayudó a dar a luz. Cuando terminó le pusieron delante un tarro lleno de miel y otro lleno de manteca. Las lamias le dijeron que eligiera el que quisiese. La comadrona pensó que la manteca le sería más provechosa. Aunque las lamias le recomendaron que se llevase el tarro de miel, la comadrona acabó por llevarse el de manteca. Al llegar a casa metió el tarro en un armario y se fue a dormir. A la mañana siguiente abrió el armario y vio que en el tarro que le habían dado ya no había manteca sino monedas de plata. Entonces comprendió que si se hubiera llevado la miel se hubiera convertido en monedas de oro. Es sabido que las lamias intentan esquivar a los humanos, pero hay una leyenda muy extendida que cuenta como un pastor y una lamia se enamoraron. El pastor volvía a casa con su rebaño al atardecer y en medio del monte se encontró con una joven y bella lamia. Se enamoraron al instante y se comprometieron para casarse. Al llegar a casa el pastor le comentó a su madre lo que le había pasado y a ésta le extrañó que su hijo se hubiera encontrado a una mujer sola en el monte cuando estaba anocheciendo. La madre le avisó al hijo de que podía ser una lamia y que de ser así no aprobaría el matrimonio. Le dijo que antes de casarse con ella le mirara los pies a la dama. Al pastor le entraron las dudas y al día siguiente cuando la vio le miró los pies y descubrió que su enamorada tenía los pies de pato. Entonces rompió el compromiso de matrimonio y volvió a casa. Aún así, el muchacho seguía enamorado de la lamia y no tardó en enfermar de amor. Al poco tiempo murió. Cuentan que la lamia asistió al funeral, pero que no pasó de la puerta de la iglesia.

Relacionado con: LAS LAMIAS


No hay imágenes relacionadas.

Comentarios

Tijera Pulsa este icono si opinas que la información está fuera de lugar, no tiene rigor o es de nulo interés.
Tu único clic no la borarrá, pero contribuirá a que la sabiduría del grupo pueda funcionar correctamente.


    No hay más información.
    ...0

Si te registras como usuario, podrás añadir comentarios a este artículo.

Volver arriba