Autor: Macahe87
miércoles, 18 de junio de 2008
Sección: Historia
Información publicada por: macahe87


Mostrado 4.243 veces.


Ir a los comentarios

Cabárceno

Cabárceno y sus minas hasta el fin de la ocupación romana.

El hombre paleolítico caminó por sus laderas. Después, los pueblos indígenas, el Imperio de Roma, durante la Edad Media y los sucesores, horadaron este suelo de Cabárceno hasta crear las originales agujas que decoran todo el paraje.

Es en la Edad del Bronce cuando podemos marcar el inicio de las explotaciones mineras en Peña Cabarga. Este periodo supone una auténtica revolución, en donde el comercio y la minería desempeñan un papel gran importancia.

En Peña Cabarga hay un castro (Castil Negro) de los Concanos, y por lo tanto la presencia de habitantes en esta zona esta asegurada.

La historia minera de la zona puede ser muy antigua, dado el hallazgo en la mina Crespa de Cabárceno de un antiquísimo caldero de bronce, datado del 600-1000 a. C., y conservado en el Museo Regional de Prehistoria y Arqueología de Cantabria. Esta marmita de remaches de Cabárceno se cree que puede provenir de Irlanda, porque si que es cierto que su tipología es originaria de esa isla. Desde la Edad del Bronce las relaciones comerciales entre las islas Británicas y el Noroeste de la Península debieron ser bastante fluidas, aunque yo creo que de venir ese caldero de Irlanda hay que considerar que pudo ser traído aquí por los romanos en siglos posteriores.

Durante la Edad del Hierro existe una gran posibilidad de que el comercio se extendiese a través de rutas comerciales ya establecidas, tanto con el sur de Francia como con el resto de la Península. 

Romanos explotaron estos yacimientos, durante esta época se produce un auge en la actividad minera. Lo que se deduce de la aparición de diversos vestigios arqueológicos y de una cita del escritor romano Plinio.

"Metallorum omnium vena ferri largissima est. Cantabriae maritimae parte, quam Oceanus alluit mons praerupte altus, incredibile dictu, totus ex ea materiae est"

"De todas las venas metalíferas, la más abundante en Cantabria es la del hierro. En la zona marítima que baña el Océano hay un altísimo monte que, parece increíble, todo él es de metal..."

Sin embargo, Peña Cabarga no era la única explotación minera romana de Cantabria. La proximidad entre Peña Cabarga y Portus Victoriae Iuliobrigensium, la transforma en punto neurálgico de la minería cántabra durante los cuatro siglos de dominio romano.

 

Escribe aquí el segundo bloque de texto de tu artículo


No hay imágenes relacionadas.

Comentarios

Tijera Pulsa este icono si opinas que la información está fuera de lugar, no tiene rigor o es de nulo interés.
Tu único clic no la borarrá, pero contribuirá a que la sabiduría del grupo pueda funcionar correctamente.


    No hay más información.
    ...0

Si te registras como usuario, podrás añadir comentarios a este artículo.

Volver arriba