Autor: Elia
domingo, 23 de diciembre de 2001
Sección: Leyendas
Información publicada por: Silberius
Mostrado 9.948 veces.


Ir a los comentarios

Las Anjanas (o Anxanas)

La Xana

Es un ser de las aguas y de las fuentes, con forma de hermosa mujer, de largos cabellos, víctima de un encantamiento y poseedora de maravillosos tesoros. Relacionada con la noche de San Juan, la xana es una de las figuras míticas por excelencia en la región asturiana. Para expresar que una mujer es muy guapa se la compara con una xana, pues su gracilidad y belleza son proverbiales. Su reino son las fuentes y su hora, la alborada. Es un mito que presenta bastantes variantes y está muy extendido en la Asturias central y oriental. Así lo demuestra la abundante toponimia y las cuantiosas citas referidas a lugares en que se suponía su presencia. También las muchas canciones en que se las nombra, a veces aludiendo a su belleza, a la blancura de su tez, y otras en conjuros populares o textos descriptivos. Coincide en sus rasgos generales con algunas tradiciones vascas y por supuesto más vagamente europeas. La principal dificultad para describir sus atributos son las numerosas leyendas en que aparecen, con propiedades y funciones diversas. Los rasgos comunes a todas ellas son la figura de mujer, su hermosura, su relación con las fuentes, las madejas de oro con las que tejen (cuyo hilo conduce hasta las xanas), el encantamiento que se rompe la noche de San Juan.... Se podría añadir su dulce y fascinadora mirada y sus apariciones al amanecer, aunque de noche lavan la ropa a la luz de la luna, aparecen rodeadas de gallinas y polluelos de oro, se entretienen con sus bailes y su afición a alisar su larga melena con peines de oro, etc. pero sus poderes o funciones varían según los lugares. En unos casos protegen a los enamorados y castigan a los amantes infieles. Ofrecen sus tesoros, pero solo eligen a quien las prefiera a ellas antes que a la riqueza ( *ellas son la Riqueza ), y seducen a los jóvenes con diversas artimañas con el fin de encantarlos. El desencantamiento de las xanas, aunque en general es clara su vinculación a la noche de San Juan tampoco es coincidente en las distintas versiones. Dejando a un lado algunas de estas por excesivamente literarias, se pueden citar la de tirar del hilo de oro de su madeja, que indefectiblemente se rompe en los relatos conocidos; coger la gallina de oro y alguno de sus polluelos; tocarla con una prenda de lino que haya estado en una iglesia; mediante conjuros y ofrendas etc. La diosa celta Arian es el Agua, y en consecuencia la abundancia y la riqueza, como también el espíritu limpio y generoso de las fuentes y manantiales. Y a las que todavía se las invoca en algunos de ellos, con el nombre Anjana o Xana, para que conceda deseos, y como normalmente los concede la gente lo continua haciendo.

Más informacióen en: http://www.kronos.org/bitacora/03-marzo/06Jueves5-3-98Edi


No hay imágenes relacionadas.

Comentarios

Tijera Pulsa este icono si opinas que la información está fuera de lugar, no tiene rigor o es de nulo interés.
Tu único clic no la borarrá, pero contribuirá a que la sabiduría del grupo pueda funcionar correctamente.


    No hay más información.
    ...0

Si te registras como usuario, podrás añadir comentarios a este artículo.

Volver arriba