Autor: F.
sábado, 18 de noviembre de 2006
Sección: Historia
Información publicada por: F.


Mostrado 17.037 veces.


Ir a los comentarios

Suevos y galaicos en el siglo V d. C.: convivencia necesaria (y demostrada)

A lo largo del siglo V, y hasta el comienzo de las guerras civiles entre los suevos tras el desastre del Órbigo en 456, la convivencia pacífica entre galaicos y suevos fue la nota general. Un vistazo rápido a las fuentes de la época,sobre todo a Hidacio (cuya principal virtud de su obra es que ha sobrevivido) nos permitirá confirmar este argumento.

Este artículo ha sido retirado por su autor, que lamenta las molestias, si las hubiera.

Saludos

-


No hay imágenes relacionadas.

Comentarios

Tijera Pulsa este icono si opinas que la información está fuera de lugar, no tiene rigor o es de nulo interés.
Tu único clic no la borarrá, pero contribuirá a que la sabiduría del grupo pueda funcionar correctamente.


  1. #1 Cossue 13 de mar. 2006

    Un saludo, F., y disculpa por la tardanza en contestar. Cuando la vida privada se pone tonta es que se pone insoportable :-) 1) Efectivamente, no es San Isidoro una fuente de primera para el periodo, pero es el unico que nos dice algo de Andevoto, al margen de Hidacio, esto es. Por lo demás, su nombre es germánico, lo que tampoco nos dice si estaba al servicio del estado o de un particular. En resumen: es un personaje de nombre germánico, que dispone de ejercito y de tesoro. O aceptamos a San Isidoro o no. Yo reconozco que me faltan elementos de juicio para decantarme. :-( 2) "Suevi Carthaginienses regiones quas Romanis reddiderant, depraedantur." Yo entiendo que esto significa que ha habido una devolución territorial a Roma por parte de los suevos. Iordanes abunda en la misma idea, al igual que San Isidoro. 3) No creo que deban usarse números para estimar lo razonable o no de la expansión, porque al final la expansión sueva sería usada para estimar su número y nos encontraríamos ante un razonamiento circular: x suevos implica tanto territorio, luego tanto territorio implica x suevos. Los 80.000 vándalos que pasan a África pueden significar tanto 20.000 suevos como 40.000, dependiendo de como estimemos los factores del computo. Si tomamos literalmente a Hidacio los Siligos son exterminados y los Alanos ven reducido su número al extremo de someterse voluntariamente a los asdingos, de modo que estos serían unos 50.000 o 60.000, y los suevos no deberían ser muchos menos. Por supuesto, la cifra de 30.000 me parece más razonable, pero, como se vanagloriaba Recaredo en el III Concilio de Toledo, “Nec enim sola Gothorum conversio ad cumulum nostrae mercedis accessit, quin immo et Suevorum gentis infinita multitudo, quam praesidio caelesti nostro regno subiecimus.” Vale, es propaganda, pero evidencia que los suevos eran más que cinco amiguetes amantes de la cerveza. 4) Para la toponimia germánica de Galicia (algo más de un 5% de los nucleos de habitación humana, y con origen fundamentalmente antroponímico) ciertamente lo más que podemos decir es que ya estaba aquí para el año 900, pero que en aquel momento aún seguía formándose: un 70% de los gallegos usaban nombres germánicos hacia ese año, y la proporción empezaba a disminuir ante la llegada de nombres castellanos y vascos. Creo que hay 4 lugares llamados "Suevos" y otros 2 llamados "Suegos" (¿de un germánico *swewos?), todos en el norte de Galicia. Mi impresión personal es que datan del siglo séptimo u octavo. 5) Cierto es que Hidacio no nos dice que se haya tomado nunca, por ejemplo, Cartagena. Y ciertamente no se sabe (o yo no sé) de acuñación de moneda sueva fuera de la Gallaecia o de la Lusitania. El control sobre los territorios ganados por Reckila fueron efímeros, veinte años a lo más, y probablemente también bastante etéreos. Pero expánsión húbola: a los suevos les gustaba la marcha tanto como a los godos, a los burgundios o a los vándalos. 6) Leches, que petardo soy. Un saludo, F. y enhorabuena por el artículo.

  2. Hay 1 comentarios.
    1

Si te registras como usuario, podrás añadir comentarios a este artículo.

Volver arriba