Autor: Vascon
sábado, 23 de abril de 2005
Sección: Denuncias
Información publicada por: Vascon
Mostrado 24.261 veces.


Ir a los comentarios

EL MEGALITISMO

origen del megalitismo y, principalmente, su desarrollo en suelo prehispano.

Origen del megalitismo y clases de megalitos

origen En fases avanzadas del Neolítico, la creencia en el más allá y el culto a los antepasados culminaron con la construccion de edificaciones a base de piedras de gran tamaño. Megalito viene de las palabras griegas lithos (piedra) y megas (grande). Aunque es evidente que su principal area de difusión fue la fachada atlantica europea -los megalitos más antiguos son los de Bretaña (488 a.C.),el occidente de la Peninsula Iberica(3700-3400 a.C.) y las islas británicas(3350 a.C.)-, el megalistismo fue adoptado por las poblaciones europeas de forma poligenista. EL MENHIR Es el megalito más simple. Tiene un gran tamaño y se encuentran hincados en el suelo en posición vertical. La agrupación de varios menhires en hilera se denomina alineamiento. Dispuestos en circulo, semicírculo o elipse, forman un cromlech. La forma y la altura de los menhires es muy variable y su funcion, muy controvertida. Se ha descartado su carácter funerario y con frecuencia han sido asociados a los cultos solares.Los alineamientos de Carnal-Bretaña-(Dispuestos en fila a lo largo de cuatro kilómetros!!!!)son uno de los más importantes conjuntos megaliticos conservados(2394 menhires). De entre todos los cromlech, el más sorprendente es el de Stonehenge (Wiltshire, Inglaterra). Se erigio a mediados del III milenio a.C. y consta de varios anillos de piedras concentricas (como dato destaco que algunas de las cuales proceden del sur de Gales, a nada menos de 220 km del lugar en cuestión!!). EL DOLMEN De la función funeraria del dolmen no existe la menor duda. Fue una construcción destinada a enterramientos colectivos y a ritos de inhumación. Se compone de varias piedras informes y de gran tamaño, dispuestas de forma vertical, y sobre las cuales descansa otra gran piedra de forma horizontal. La forma más comun del dolmen presenta planta cuadrangular o rectangular y aparece abierto por uno de los lados para permitir el acceso a la cámara. El llamado “sepulcro de corredor” se compone de una cámara(planta circular, poligonal o cuadrada) y de un corredor de acceso. Estos elementos forman una única entidad en el “sepulcro de galeria”. Si el conjunto aparece recubierto por un montículo de tierra, recibe el nombre de “dolmen bajo túmulo”. Por último, decir que la “cista megalitica” es un dolmen simple y que tiene pequeñas dimensiones. En la peninsula Iberica no hay huellas de alineamientos, el norte de Navarra contiene la totalidad de megalitos tipo cromlech, menhires solo se encuentran en Cataluña y en Portugal, mientras que en Extremadura aparecen unos obeliscos antropomorfos de dimensiones no muy grandes. Los dolmenes se hallan repartidos por varios puntos de territorio hispano. En el neolitico(en torno al III milenio a.C.) los megalitos peninsulares alcanzaron su maximo desarrolllo. Los principales sepulcros de cupula y de corredor se hallan en el sur.En este conjunto de tumbas colectivas, el grupo más importante es el de Antequera (cuevas de Menga, Viera y Romeral). LA CULTURA TALAYOTICA En las Islas Baleares se desarrollo un caso muy particular en la Edad de Bronce: la cultura de los talayots, taulas y navetas. Se prolongo a lo largo de la Edad del Hierro. Los talayots son grandes torres conicas con funciones de vigilancia. Las taulas (formadas por una piedra vertical clavada en el suelo y otra horizontal sostenida por la anterior ) son enormes megalitos de 3 y 4 metros de altura que aparecen dentro de los poblados. Su función es muy discutida: ritual, religiosa, elemento de sustentación de viviendas… Las navetas, cuyo destino se supone que fue funerario, son construcciones con forma de nave invertida y construcciones en talud.

-


Comentarios

Tijera Pulsa este icono si opinas que la información está fuera de lugar, no tiene rigor o es de nulo interés.
Tu único clic no la borarrá, pero contribuirá a que la sabiduría del grupo pueda funcionar correctamente.


  1. #1 darius 23 de abr. 2005

    Hola a todos, No esta mal Vascon. Me gusta. Hace poco visite unos dólmenes andaluces que son también muy importantes al lado de Sevilla, ver http://www.celtiberia.net/verlugar.asp?id=531&cadena=La%20Pastora Se te olvidado algo de bibliografía. En español dos libritos sencillos del mismo autor: Joan Santacana, "Iberia los orígenes", ed. Anaya, Madrid 1995 y "Las primeras sociedades", Anaya, Madrid 1996. En francés para especialistas: Jean Guilaine, « Mégalithismes : de l'Atlantique à l'Ethiopie : séminaire du Collège de France », ed. Errance, Paris 1999. En Internet: El articulo “Cerámica y Dólmenes” por Mercedes Villar Liñán en: www.artegnos.com/oct2002/HISTORIA.htm - 96k Para los Dólmenes en Francia, perso.wanadoo.fr/kerguntuil/repart.html - 5k

  2. #2 Aga 23 de abr. 2005

    Es muy interesante la historia del menhir de Soalar, aquí os la pego El gudari de piedra del baztan El menhir de soalar se hizo noticia cuando sedescubrio que un particular se lo habia llevado a su caserio y le habia colocado unacanasta de baloncesto. pero para entonces esta piedra sagrada de la prehistoria vasca ya era conocida por personas preocupadas por la conservacion de este patrimonio, tallado hace milenios por nuestros antepasados.  Durante años he estado visitando el lugar de Soalar, siempre motivado por todo lo que ese lugar alberga y por todo lo que desde él se admira. Es un lugar emblemático del Valle del Baztan. Soalar tenía para mí algo especial y por eso lo visitaba con frecuencia. Así fue como pude hacer un seguimiento de la piedra de Soalar. Desde el día que tuve la suerte de verla, me pareció como si me dijera algo. No me hablaba, estaba dormida, pero aún así algo me decía. Cuando la veía le decía: «Goi aldean aldi hontan hemen goitik begiratuta, bai ederra Euskal Herria!». Ella, que es de arenisca rojiza, no me hablaba. No era como la piedra del monte Arano, que decía: «Quien me dé la vuelta será eternamente feliz». Yo ya era feliz sólo con verla en aquel lugar aislado y silencioso, tan silencioso que permitía a la piedra estar dormida. No me hablaba, pero algo me decía. Muy cerca de ella se encuentra la piedra de Burga. Le decía que es muy hermosa, pero no tanto como tú. Así estuvimos durante unos años, más de diez, con nuestro encuentro, en silencio, sin molestarla. Un día, cuando fui a visitarla, no la encontré. «Se habrá despertado ­pensé­ y ha ido a juntarse con la piedra de Burga». Pero no. Resulta que, para realizar un lurberri, a alguien le estorbaba y la trasladó de su lugar. A pesar de los golpes recibidos, seguía dormida. Durante meses allí permaneció, en su nuevo lecho. Un día mi sorpresa fue mayúscula, ya que la piedra había desaparecido sin dejar ningún rastro. Sin lugar a dudas, alguien se la había llevado. Entonces recordé a la piedra del monte Arano, que le dieron la vuelta porque creían que debajo tenía un tesoro. ¿Qué es lo que tiene esta que se la han llevado? Comunico al amigo Frantzisko Ondarra su desaparición. Este capuchino de Lekaroz había visto la piedra muchas veces, hasta que el 13 de junio de 1974 decidió tomar datos y considerarla monumento prehistórico. Estos datos fueron publicados el año 1976. No pasan muchos días y Ondarra me comunica que cree que ha encontrado la piedra, tirada junto al camino, en terrenos de Ezkaldo, Gartzain, a varios kilómetros de su lugar de origen, y me pide que compruebe si es la misma. Me dirijo al lugar señalado para verla. Es ella, sin duda. Aparentemente se encuentra bien. No me habla. Sigue dormida. ¿Qué tendrá debajo? Se lo comunico a Ondarra y le digo que hay que comunicar al Ayuntamiento del Baztan para protegerla, pues alguien quiere hacer algo con ella. Localizada la persona que se llevó la piedra, el Ayuntamiento le comunica que tiene que devolverla al lugar de donde la cogió. Parece ser que la quería colocar de dintel en una casa que iba a construir. Pasaron más de diez años y la piedra seguía allí, en su nueva morada. La visitaba a menudo. Parecía estar tranquila, pues nadie la molestaba. Alguien, al verla allí tirada, pensó que mejor estaría en el jardín de su casa, y se la llevó. Hizo un gran hoyo y la colocó, hincada. Luego le puso una canasta para jugar a baloncesto. «¡Pero qué habré hecho yo ­decía la piedra­ para que me traten así. Yo que estaba tranquila, sin molestar a nadie. Me han herido, me han colocado cabeza abajo y hundida. Tendré que hacer algo para que se me respete y no me maltraten!». La piedra habla, y lo hace muy alto. Tanto que es oída por Josu, que anda por Elizondo. Nos da la noticia, acudimos con él y contemplamos incrédulos lo que estábamos viendo. ¿Cómo puede haber tanta ignorancia? En aquel instante creí escucharle a la piedra sus quejas y el deseo de que la sacasen de allí, cuando inesperadamente la piedra nos estaba mostrando su tesoro. Estábamos viendo lo que parecía ser un hacha grabada. Creo que a todos nos pasó lo mismo. Nos dejó por unos instantes paralizados, sin comentarios. Ese hallazgo iba a tener una repercusión muy grande. Entonces me dí cuenta de que la piedra sí me decía algo, y recordé a la del monte Arano, que cuando le dieron la vuelta vieron grabadas sobre ella unas letras que decía: ‘‘Ahora estoy bien’’. Estábamos en una propiedad ajena, por lo que todo lo hicimos muy deprisa. Se realizaron fotos y dibujos. Unos se marcharon antes y otros después. Todos indignados, pero con la idea muy clara de que teníamos que hacer algo, rápidamente, para que la piedra fuese liberada de aquel sufrimiento. Eso es lo que traté de decirle a la piedra, y que volveríamos pronto. Estamos ante lo que puede ser el hallazgo más importante del megalitismo en Euskal Herria. Vistos los dibujos y las fotos, se comprueba que tiene otros grabados que no somos capaces de interpretar. Josu Cabodevilla comunica al Ayuntamiento del Baztan para que vayan a verla y la coloquen en otro lugar más confortable, protegida de posibles desmanes. La noticia se va extendiendo y las visitas van en aumento, pero nadie hace nada. Tenemos que ser nosotros los que demos los pasos necesarios para que los demás se muevan. El Museo de Elizondo se presta a acondicionar un lugar donde colocarla. Luis Millán decide comunicarle el hallazgo a Primitiva Bueno, de Madrid, que junto a su marido Rodrigo de Balbín son los mejores expertos en el tema de grabados. Ambos acuden el día 24 de enero a Elizondo y se organiza una visita al menhir. La primera visión que tienen del hacha les emociona. Se hacen muchos comentarios y comparaciones con otros grabados de diferentes lugares. Cuando empieza a oscurecer se encienden las linternas y comienza la piedra a mostrarse como si tomara vida. Cada uno ve una cosa. Hay momentos en que parece que se mueve o alguien está en su interior. Estamos expectantes. Mientras realiza fotos, Rodrigo nos comenta lo que él está viendo. La conclusión a la que llega es que la piedra de Soalar es un guerrero antropomorfo. Está vestido llevando su hacha de guerra. También se ve con total claridad un sol y posiblemente dos espadas o lanzas. Creemos ver más grabados, y luego se suceden un sinfín de comentarios acerca de aquellos seres que habitaban estas tierras y de sus costumbres. Josu dice que era un guerrero vascón. Sí, pero euskaldun, le digo yo. Rodrigo y su mujer lo sitúan sin ninguna duda en el Neolítico. No muy lejos del lugar de Soalar está el municipio de Amaiur, donde el año 1521 tuvo lugar el tercer intento, armado, de reconquista de Navarra por sus legítimos soberanos. Algo sabrá este guerrero. Démosle tiempo. Ahora descansa en el Museo Etnográfico de Elizondo. Dejémosla dormir en silencio. El lugar de Soalar sigue aislado y silencioso, pero ya no es emblemático para mí. - (*) Iñaki Gaztelu: Prospector de monumentos megalíticos No se como se suben las fotos, aquí os pego la foto de cómo encontraron el menhir en el patio de una casa rural, con una canasta de baloncesto para los turistas. Lo gracioso del tema es que las inscripciones no se hubieran descubierto si no hubieran puesto de pié el menhir. http://sagitta.ci.uc.pt/mhonarchive/archport/msg00917.html Podreis ver más imágenes si buscais en google Agur

  3. #3 Euskera 27 de abr. 2005

    JENTILARRI “piedra del gentil”: Es provechoso conocer la terminología que queda en el vascuence o se puede alcanzar con ék, por si nos puede aclarar algo sobre el objeto del megalitismo. El significado de JENTIL, como aparece en el apartado de “el ocaso de los jentillak” lo más provable es que se refiera a “nuestros antepasados” recordados como “aquela gente/gente illa”. La “piedra” era el elemento de construcción que había de vencer la caducidad de la vida humana, el símbolo de la pervivencia de ultratumba de la vida humana , idea que nace en el Egipto de las Pirámides y se extiende por el Mediterraneo y Europa atlántica con diversas técnicas de medios y orden de antigüedad. El CRONLECH o KORONARRI es la “corona de piedra”, cuyo lugar es el EKUR “santuario de monte”, +EN “superltivo”> EKUREN>GUREN, lo más elevado del monte. De ahí los significados de GUREN “límite, preferido, perfecto, santo”, con lo que la derivación EKUREN>CORONA, la misma que se otorga a los glorificados, tiene su lugar sacro de origen. De CORONA>CRON-lech o CORON-arri que limita el lugar santo. En los términos de MENHIR y DOLMEN se nota la presencia de MEN “trance, apremio, potencia, alcance”. Siendo la “piedra” HARRI el material de estos megalitos, MENHIR equivaldría a “poder, alcance de la “piedra” HARRI y en caso de DOLMEN poder y alcance “apilado, redoblado” de TOLAU. Este componente aparece también TAULA “piedra mesa o doblada en su estipe”. Digo esto último a falta de usepaxplicación mejor”.

  4. #4 landabizkarra 16 de feb. 2008

    Algo más de información sobre la estela de SOALAR:

    Ha sido estudiada por Bueno, Balbín y Barroso, de la Universidad de Alcalá de Henares en los años 2003-2004. Los citados autores (cumpliendo la normativa de la UNESCO y sin tocar nunca directamente el soporte), utilizando diversos tipos de iluminación, tanto natural como artificial, y tras una labor de fotografiado, montaje y tratamiento informático de procesamiento de imágenes, han realizado un “calco” interpretativo de la decoración original de la pieza, que describen de la siguiente manera:

    ESTELA-MENHIR: de forma antropomorfa, realizada en arenisca roja, de perfil y sección rectangulares, de 4,50 m. de altura y con decoración en una de sus caras.

    Los autores sospechan que en origen la cara decorada se orientaba hacia el valle y, probablemente, en origen estuvo pintada.

    PERFIL ANTROPOMORFO: se ha trabajado el contorno a partir de la forma natural del soporte y el anverso y canto derecho  de la pieza (búsqueda de volumen)mediante técnicas de talla y grabado.

    ESTELA-ARMADA: la pieza sugiere al espectador un personaje completo. Representa un guerrero armado. La relación cabeza/cuerpo (1/6) propone la búsqueda de unas ciertas proporciones.

    CUERPO: perfectamente delimitado por el marco rectangular de la vestimenta: líneas piqueteadas, anchas, longitudinales hasta el tercio inferior donde se cierra mediante una línea transversal. Estas líneas están decoradas por medio de zig-zags. El manto está relleno de triángulos, probablemente rojos y negros, en origen.

    CABEZA: cubierta por una capucha del propio manto, un gorro de perfil triangular o un casco. En su extremo, aparece un grabado ondulado a modo de serpiente. Los ojos estén representados por medio de cazoletas. Hay una línea que cierra el cuello y lo separa del resto del cuerpo.

    ARMADURA PECTORAL: aprovechamiento del volumen (observable viendo la estela de perfil). Son dos grabados piqueteados semicirculares. El pecho estaría, pues, protegido por algún tipo de armadura cuya materia prima podría ser cuero.

    BANDA TRANSVERSAL: sale debajo del pecho, en dirección transversal, y conecta con el cinturón que sostiene el arma. En su descenso la banda se va engrosando (reforzando la idea de volumen). Técnica: raspado, poco cuidadoso.

    CINTURÓN: dos finas incisiones, paralelas entre sí, que recorren el soporte en sentido transversal

    ALABARDA: de más de un metro, el grabado del arma es la parte más destacable de la pieza. Realizada mediante piqueteado ancho y profundo, casi falso bajorrelieve. Situada en la parte central-izquierda del soporte, en posición privilegiada. De ahí su definición como “estela-armada”.

    —HOJA TRIANGULAR: más ancha junto al mango y más estrecha en su extremo. Perfil bien marcado. Dos pequeñas cazoletas simulan los remaches.

    —MANGO: Engrosamiento superior que se corresponde a otras piezas de madera conservadas. Ligero “botón” en su extremo inferior. Ligeramente sinuoso. Interior con líneas grabadas (dientes de lobo) indicando un adorno o cuerdas para reforzar el mango.

    SÍMBOLO SOLAR / ESCUDO: Cazoleta circular perfectamente excavada, próxima a la alabarda. Decoración con líneas internas con disposición radial, entre las cuales destacan cuatro “botones” circulares de pequeño diámetro.

    OTROS SÍMBOLOS: Hay una jerarquización de diversos motivos: círculos y posibles armas (hoja de puñal) de grabado más tenue, con piqueteado más sutil, enmarcadas todavía por la vestimenta.

    FINALIZACIÓN DE LA VESTIMENTA: línea doble, ancha, cuyo interior está abrasionado.

    BAJORRELIEVES INFERIORES: representarían otras armas (forma alargada en relieve con línea incisa al interior y pico grabado en relieve, ligeramente inclinados). Pero los autores no descartan que ambos bajorrelieves figurasen las piernas del personaje, en una posición relativamente oblicua.

    CRONOLOGÍA: los autores: proponen para la estela de Soalar una fecha dentro de la segunda mitad del III milenio cal BC.

     

    Bibliografía: BUENO, P.; BALBÍN, R. de y BARROSO, R. (2005). “La estela armada de Soalar. Valle del Baztán (Navarra)”. Trabajos de Arqueología Navarra/18 pp. 5-40.

  5. Hay 4 comentarios.
    1

Si te registras como usuario, podrás añadir comentarios a este artículo.

Volver arriba